Cómo preparar Suspiros

Los Suspiros son un postre tipo merengue, preparado a base de claras de huevos y azúcar. Cuyo sabor endulza al paladar desde el primer momento que llega a la boca, y se diluye con la humedad e impregna con el dulce del azúcar todo a su alrededor. El suspiro es un postre que se realiza de manera sencilla, con pocos ingredientes, básicamente clara de huevo y azúcar. 

Aprende como hacer suspiros en casa con esta receta sencilla.

Datos curiosos sobre los suspiros

El principal dato curioso, es que la esta receta a base de merengue puede ser consumida cruda o al horno. Resulta ideal para hacer la cubierta de decoración de las tortas, dándole formas de flores, corazones, etc.

Se ha convertido en tendencia agregarle esencias de colores para la decoración de la mesa de dulces de fiestas, sobre todo las infantiles y de quinceañeras cuando es preparada al horno. También ha tomado un importante sitial para coronar tartas o pie de limón y hasta bebidas.

Dicen que si llueve no agarran el punto firme que se requiere para hacer suspiros; cuestión que puede ser un mito. Aunque te insto, a realizar la prueba.

Con esta receta los suspiros te quedaran cremosos, irresistibles, no dejes de seguirla paso a paso.

Suspiros
Tiempo de preparación
15 min
Tiempo de cocción
2 h
Tiempo total
2 h 15 min
 
Receta para hacer suspiros no pueden faltar en tu mesa de dulce y gusta a grande y a chicos.
Plato: Dulce de Panadería
Cocina: Venezolana
Raciones: 10
Autor: Como Preparar
Ingredientes
  • 12 claras huevos
  • 360 gramos de azúcar
  • Papel parafinado
  • Manga de Pastelería
Elaboración paso a paso
  1. Colocar las claras de huevo junto con el azúcar en una cacerola a fuego bajo, batir hasta que el azúcar se disuelva completamente.
  2. Retirar del fuego y batir con una batidora eléctrica hasta obtener una crema muy consistente.
  3. Verter la mezcla en la manga, cubrir una bandeja para horno con papel parafinado y disponer pequeños montocitos de crema.
  4. Prender el horno por espacio de 5 minutos a temperatura moderada, luego apagar y meter los suspiro. sacar del horno 2 0 3 horas después, la idea es sólo secar los suspiros.
Notas de la Receta

Esta receta para hacer suspiros también puedes diseñar rosas y luego colocar un papel de tu gusto y color y darle un toque especial ideal para regalar.

Origen de los Suspiros

Los suspiros o merengue, se dice que provienen de Suiza en un pueblo llamado Meiringen donde habitaba un pastelero que los inventó en los años 1600. Aunque también se le atribuye a Francia, gracias a María Antonieta la Esposa de Luis XV que le gustaba mucho preparar la receta.

No obstante, en años remotos era consumido para calmar la ansiedad de media tarde, por tal motivo, es que llegó a nosotros con el nombre de merienda. En algunas partes de Galicia, se acostumbraba comer merengue o merendinio, como postre después del almuerzo o antes de la cena, pues era económico y practico de elaborar.

A principios del siglo XIX los merengues fueron llevados al horno, dándoles forma con una cucharilla. En la actualidad, se utiliza una manga de repostería, pero se conserva la esencia de la receta y se conoce como suspiro.

Si te ha gustado esta receta, seguramente también te gustará saber como preparar otros dulces. 

Recetas Relacionadas:

No olvides compartir esta receta y date una vuelta por nuestras redes sociales Facebook | Instagram.

Califica esta Receta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *